remove, weight loss, slim

CBD y Obesidad ¿El CBD te puede ayudar a perder peso?

Diferentes investigaciones se han encargado de evaluar la posibilidad del Cannabidiol como una ayuda para las personas con sobre peso, y aquellas enfermedades relacionadas con ello, como puede ser la diabetes y la obesidad.

Por esta razón, debes continuar leyendo este artículo tomando nota, pues vamos a desglosar todo este tema. ¡Empecemos!

¿Qué se entiende por obesidad?

Históricamente se ha relacionado con un exceso de grasa en el cuerpo, pero, con respecto al sobrepeso, la obesidad se trata de algo excesivo.

La obesidad es un problema que va surgiendo con el paso de los años manteniendo un desequilibrio de las calorías que se consumen con las que se gastan, además de una falta de actividad bastante importante.

Asimismo, el problema de la obesidad incrementa el riesgo de padecer problemas con diabetes, artritis y hasta cáncer.

Según una investigación realizada en el 2019 por la Universidad de Racing, el 37% de adultos, y un 17 % de niños en Estados Unidos son obesos.

Datos que son bastante alucinantes, especialmente por el hecho de que ahí está el origen de michas enfermedades ligadas al sobrepeso.

¿El CBD puede ayudarte a reducir tu peso?

Dado que el Cannabidiol no es una sustancia psicoactiva, aunado al hecho de contar con propiedades terapéuticas, hace que sus propiedades sean de mayor beneficio para tratar diversos problemas y patologías.

Hablando en concreto sobre la pérdida de peso, algunos estudios recientes afirman que el aceite CBD puede intervenir para tratar la obesidad.

Pero, para poder conocer un poco más sobre la ayuda del CBD contra la obesidad vamos a tratar algunos puntos relacionados a lo largo e este post.

Dicho esto, el Cannabidiol puede ayudar en la pérdida de peso y, por ende, contra la obesidad, de la siguiente manera:

Beneficia a las mitocondrias y la salud metabólica

Las mitocondrias son básicamente la central energética de una célula. Es esa parte de la célula que tiene la responsabilidad por transformar las grasas y los azúcares en la energía necesaria que la célula puede usar.

Las mitocondrias son fundamentales en nuestro sistema metabólico, pero son tan pequeñas que no pueden caber en él por sus propios medios, por lo que aquí radica la importancia del sistema endocannabinoide.

El sistema endocannabinoide lleva a cabo sus efectos en el interior de la célula por regular el nivel de actividad que presentan las mitocondrias, y cuando éstas no trabajan lo suficiente, es el SEC quien se encarga de ponerlas en forma con una mayor producción de energía que nuestro cuerpo necesita, pero también es quien dice que reduzcan su producción.

Esto es algo que nos mantiene en ese equilibrio metabólico que se conoce como homeostasis.

En ese sentido, cuando consumimos CBD lo que está pasando es que se potencia la capacidad del SEC para tener en todo momento, el control de las mitocondrias.

Lo que sucede en el caso de la obesidad, esto quiere decir que las mitocondrias se mantienen constantemente en forma transformando más azúcares y grasas en energía que luego se puede quemar.

Del mismo modo, estudios recientes comprobaron que el CBD tiene un papel modulador importante en la función de las mitocondrias, y esto lo hace de manera indirecta mediante la regulación del SEC en un conjunto.

Reduce el apetito ayudando a reducir la ingesta calórica

Una manera para perder peso es disminuir ese descontrol por parte del apetito, y el CBD cuenta con propiedades que ayudan para ello.

Pero claro, el Cannabis y la marihuana da más hambre, y esto es algo que muchas personas afirman. Pero si bien es cierto, esto no es provocado por el CBD, se debe al THC.

El consumo de la marihuana puede estimular el apetito, pero el aceite CBD no cuenta con la concentración THC mínima para que esta pueda ejercer sus efectos, y a pesar de que este cannabinoide estimula el apetito, el CBD inhibe los efectos del THC.

Regula los niveles de insulina para fomentar la oxidación de grasa

Cuando comemos, todos los nutrientes de esos alimentos se ven absorbidos a través de nuestro intestino y van dirigidos hacia el torrente sanguíneo.

Además, si nuestro cuerpo se encuentra oxidando grasa por toda la energía requerida durante el ejercicio, se trata entonces de algo normal que no representa un problema.

Pero, problema con la obesidad va más allá de un asunto de “calorías in – calorías out”, pues el cuerpo absorbe mucha energía que no es utilizada, ocasionando que el azúcar y grasas se empiecen a acumular en el torrente sanguíneo.

Asimismo, el hígado empieza a convertir todo ese exceso de azúcar en tejido adiposo para mantener la seguridad del cuerpo, y claro, esa grasa se va almacenando en el cuerpo, lo que a priori no representa un daño bastante significativo para el organismo.

Claro, cuando este problema no está muy avanzado puede tener una solución en los cambios de hábito, haciendo más ejercicio y mejorando la alimentación, pero cuando esto se vuelve una rutina de años, se vuelve toda una odisea salir de este asunto tan negativo.

Es más, lo que ocurre en muchos casos es que no se ven resultados, y es que por más ejercicio y dieta que se haga, los resultados no llegan, pues el problema principal allí está en los niveles de la insulina.

La insulina es una hormona que libera el páncreas para transportar la azúcar hacia las células, lugar donde luego será convertida en energía.

Por lo tanto, cuando sus niveles en el torrente sanguíneo son notablemente altos, la pérdida de grasa se vuelve más y más lenta, a tal punto que este proceso se detiene.

Pero aquí es cuando el Cannabidiol puede tener su importancia.

El CBD e insulina

En un estudio realizado donde participaron alrededor de 4.700 pacientes con la enfermedad metabólica, el consumo de marihuana y el CBD mostraron una disminución del 17% en los niveles de insulina en ayunas.

Esto resulta bastante alentador, pues si disminuyen los niveles de insulina, perder peso y combatir la obesidad se vuelve menos problemático.

Además, en personas con obesidad resulta bastante esperanzador, ya que les ayuda a nivelar esos niveles de insulina para empezar ese proceso de pérdida de peso a uno más saludable.

Esto probablemente sea el mayor beneficio que puede tener el CBD contra la obesidad tanto, en el corto como en el largo plazo

¿El CBD puede estimular el metabolismo y ayudarte a reducir la ingesta de alimentos?

Existe un proceso metabólico que sucede en la grada o tejido adiposo en nuestro organismo, conocido popularmente como “dorado graso”.

Este proceso consiste en las grasas blancas, asociadas con el riesgo de padecer diabetes o enfermedades cardíacas, se pueden convertir en grasas doradas, las cuales se diferencian de las blancas por ayudar en la quema de calorías y, por ende, hacer más fácil esa pérdida de peso.

Pero ¿Qué tiene que ver esto con el Cannabidiol? Pues el CBD puede tener influencia en este proceso, ya que, en base a investigaciones realizadas, el Cannabidiol cuenta con tres efectos importantes en el dorado grado y las reservas de grasa:

Uno, aumenta la capacidad del organismo para quemar calorías; dos, estimula las proteínas y demás genes que participan en la descomposición de las grasas; y tres, reduce la formación de células grasa nuevas.

En ese sentido, este es un proceso que se regula mediante los receptores B1 en nuestro organismo, y según estudios, investigadores han finalizado en que el Cannabidiol influye de manera directa en nuestro metabolismo, además de poder ser usado para tratarla obesidad, ya que participa de una manera efectiva en la transformación de tejido adiposo blanco a dorado, terminando en una quema de calorías.

El sistema endocannabinoide y la pérdida de peso

Según investigaciones, el sistema endocannabinoide (SEC) puede tener algunos procesos potenciales que ayudan a perder y controlar el peso.

En ese sentido, el sistema endocannabinoide cuenta con varios objetivos, donde se incluyen los del tejido graso (células grasas), el hígado, cerebro y páncreas.

El sistema endocannabinoide presenta una serie de procesos complejos, y se ha comprobado que la obesidad mórbida cuenta con un efecto inhibidor en el SEC, mediante una vasta red de regulación de genes sobre enzimas como FAAH, al igual que en los receptores CB1 y CB2.

Asimismo, se propone que, mediante diversos factores de inflamación regulados por la obesidad, se encuentra la causa patológica en la disfunción sobre el sistema endocannabinoide.

Por otra parte, una gran investigación en la última década dio con el descubrimiento del Taranabant y el Rimonabant, los dos agonistas inversos selectivos por parte del receptor CB1.

De esta manera, se ha demostrado que el Cannabidiol puede aliviar el funcionamiento normal del sistema endocannabinoide, por lo que problemas con el sobrepeso se pueden ver mejorados en ese sentido.

¿Cuál es la dosificación adecuada de CBD para bajar nuestro peso?

Cuando se trata de usar CBD para ayudar en la pérdida de peso, se recomienda la utilización de un extracto de cáñamo de espectro completo, es decir, que guarde todas las propiedades del cáñamo industrial.

En ese sentido, es importante que sea un aceite CBD de calidad, y una vez esté bien cubierto este punto, es hora de encontrar la dosis correcta.

De igual manera, es importante experimentar hasta encontrar la dosis correcta, pues este aspecto es diferente para cada persona. Por tanto, la recomendación es empezar por dosis bajas y aumentar hasta llegar a la correcta en base a los efectos percibidos.

Asimismo, el aceite CBD debe consumirse de forma diaria, de manera que empieza a acondicionar el apetito y al resto de mitocondrias de regreso a sus niveles saludables.

Es más, usuarios han afirmado que alrededor de dos semanas con uso constante les ayudó a sentir los beneficios con respecto a la obesidad.

¿Cómo complementar el uso del CBD contra la obesidad?

Ya hemos visto hasta ahora lo beneficioso que puede llegar a ser el CBD contra la obesidad y la pérdida de peso, pero, por si sólo no será una solución mágica (como ningún tipo de tratamiento), y es que el ejercicio y una mayor actividad diaria deben estar presentes para lograr cambios al respecto.

En ese sentido, también es importante contar con la ayuda de nutricionista para mejorar la alimentación, y claro, con agregar un poco de ejercicio (30 minutos) todos los días, será una buena ayuda para perder peso.

Ventajas del CBD para la pérdida de peso

Como vimos en el punto anterior, no sólo es suficiente con el CBD, se necesita de ejercicio y una buena alimentación, pero, si es cierto que el Cannabidiol en la pérdida de peso cuenta con múltiples beneficios:

  • Reduce la inflamación crónica ligada con la obesidad.
  • Fomenta una función hormonal óptima.
  • Apoya en la función de las mitocondrias, que es donde se quema la grasa y el azúcar para conseguir energía.
  • Mejora la resistencia a la insulina.
  • Reduce el estrés a y la ansiedad (condicionantes que influyen en el aumento de peso).

Conclusiones

Como vimos a lo largo de este post, so muchos los motivos por los que el CBD puede significar una gran ayuda no sólo, para perder peso, sino que también con la obesidad, pero, si es importante contar con la ayuda de nutricionistas y entrenadores que ayuden a mejorar esos hábitos en temas de dieta y ejercicio.

El uso del aceite CBD es bastante positivo por todos los puntos en oso que puede ayudar para perder peso, pero si se tiene que dar un mensaje, es importante complementar su uso con buenos hábitos para mejorar esa calidad de vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba